Novedades
Puntuación alta - recomendado

APATHEIA (POL) «Konstelacja Dziur» CD 2018 (Godzovwar Productions)

Por César Luis Morales

Dentro de la escuela filosófica del Estoicismo nos encontramos con un concepto como la apatheia. La apatheia (del griego antiguo, ἀπάθεια) es el estado mental alcanzado cuando una persona está libre de alteraciones emocionales. Hay que entenderlo en un sentido carente de connotaciones negativas… Pero la realidad es que sí, sí que tiene algo de negativo.

Básicamente, porque es el nombre que han elegido un trío de Black metaleros polaco. APATHEIA se hacen llamar, y si realmente tienes algo entre oreja y oreja, no te van a dejar indiferente, te van a remover y vas a tener alteraciones emocionales. APATHEIA recuperan la vieja mitología de las grandes bandas del Black Metal, ocultando sus nombres bajo pseudónimos (Vos, a la guitarra y las voces, Herr Mann, al bajo y a las voces y Anůnn tras los timbales). En cuanto al logo, es el otro pero que se le puede poner a la banda: pilla un procesador de texto, una fuente gótica y lo tienes. Como he dicho, es de lo poco que se le puede reprochar a una banda que, por otra parte, brillan de principio a fin a lo largo de este “Konstelacja Dziur”.

Algo tiene que haber en el agua del Vístula o del Oder para que desde esa zona nos vengan tal número de bandas de tan alta calidad. Porque recordemos a otras grandes bandas como pueden ser los magníficos BEHEMOTH (¿no es “The Satanist” el mejor disco de 2014?), los hipertécnicos DECAPITATED o los brutales VADER. O es el agua de la zona, o haber vivido tanto tiempo bajo la órbita de la extinta CCCP lo que les ha conferido esa sensibilidad musical tan especial y tan cabrona. Pues los APATHEIA están llamados a seguir la senda de las bandas anteriormente citadas. Es su primer disco, publicado en octubre de este año, y han venido, a tenor de lo escuchado, para revisar el género y para quedarse.

“Odmętnia” abre el disco como para indicarnos que nos vamos a encontrar: Black Metal en su concepción más depurada, pero con un sentido en la melodía, en los cambios de tiempo, porque no todo va a ser un ataque sónico continuo y sin descanso. Destacar la muy buena grabación de las pistas de batería con unos platos muy bien mezclados, y es donde Anůnn nos va guiando de un interludio a otro, de un estribillo a otro y de un tempo a otro. No es Hellhammer, pero cumple y con nota.

“Ślepe Oddanie” sigue igual que la anterior, pero hacia el final del tema la banda realiza unos ejercicios de cortes sincopados que le da un dinamismo a la canción realmente espectacular. Sincopas que repiten en el siguiente tema, “Zimna Krew”, pero esta vez al principio. “Złudzenie Życia” mantiene el alto nivel compositivo con multitud de ritmos, una estructura cohesionada de cambios, de ambientes que te hace desear más. El resto de temas sigue la misma dinámica. “Raj” con sus interludios bien acompañados por la batería donde han sabido crear una serie de atmosferas y espacios para que la música respire. No todo va a ser ataque sonoro al 1000%, eso sí, sin perder la agresividad ni la atmosfera del Black Metal. O “Skracanie”, con su mesmérico inicio de guitarra.

Pero me he dejado dos temas para el final porque son los que pueden marcar la tendencia para los próximos discos, o por lo menos así lo espero. Mientras el resto de los temas siguen la estructura del Black Metal más clásico y están sobre los cinco minutos, “Boże Ciało” y “Supernowa”, que cierra el disco, se sitúan en los diez minutos. ¡Pero que diez minutos!, no quieres que se acaben nunca y cuando lo hacen, se te quedan cortos y te dejan con ganas de más.

“Boże Ciało” comienza con un extraño efecto de la guitarra, con un inicio lento, arrastrándose raro, pero ominoso, y luego entran a saco a los treinta segundos, para, a continuación seguir con  otra dinámica a medio tiempo (como siempre acompañada por la cojonudísima interpretación a la batería de Anůnn). Hacia la mitad del tema, cuando más te está molando la canción, saltan hacia otro nivel (aún mejor, eso sí, mezclando el tema con reminiscencias de post-Black, tipo LIFELOVER) y te dejan ojiplático, catacroker. En un mismo tema mezclan el Black Metal con el post-Black y se quedan así, tan tranquilos. Como digo, es lo que tiene el agua del Vístula. “Supernowa” cierra este “Konstelacja Dziur” con un medio tiempo que nos lleva, también hacia el final, a un interludio en el que la guitarra y el bajo parecen mantener una charla, intercambiando fraseos, con un leitmotiv de tres-cuatro notas que no hace sino crecer y crecer, y vuelve a hacer que la banda explote.

Lo dicho, quedaos con el nombre de la banda: APATHEIA, y no hagáis caso de su etimología ni del estado mental al que hace referencia. Aquí hay emociones, hay Black Metal, hay Post-Black, hay calidad, hay destreza, hay visión musical y hay algo en el agua del Vístula.

Nota - 9

9

Nota

Lo dicho, quedaos con el nombre de la banda: APATHEIA, y no hagáis caso de su etimología ni del estado mental al que hace referencia. Aquí hay emociones, hay Black Metal, hay Post-Black, hay calidad, hay destreza, hay visión musical y hay algo en el agua del Vístula.

User Rating: 5 ( 1 votes)
Etiquetas
Mostrar más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba
Cerrar