Entrevistas

ARIA INFERNO (ESP) – Entrevista

Desde Úbeda(Jaén), hablamos con ARIA INFERNO, ante la salida de su nuevo trabajo “A Divine Journey”, una masterclass de metal progresivo Made in Spain, que no ha de quedarse al margen para todos los amantes del género. Desde Necromance Digital Magazine nos pusimos en contacto con ellos para que nos desgranaran un poco más este último álbum
Por Juan Angel Martos

Primero de todo daros las gracias por atender a esta entrevista y para los más despistados que no os conozcan aun ¿Quiénes son ARIA INFERNO? ¿Y cómo definiríais vuestro sonido?
Gracias a vosotros. Somos una banda radicada en Úbeda que comenzó en 2010 como un proyecto a largo plazo sin muchas pretensiones concretas; nos vemos de vez en cuando e intentamos grabar y salir a tocar cuando se puede, porque todos los miembros en la banda tienen (y tuvieron) agendas complicadas y casi todas ellas relacionadas con el mundo de la música. Aún así, yo (Fran Suárez, guitarrista) soy quien se encarga de la dirección general de la banda y de la base de las composiciones. Afortunadamente, la formación actual es un perfecto engranaje de interpretar y arreglar. Creo que nuestro sonido es clásico dentro del metal progresivo. De todos modos, “metal progresivo” es en sí mismo un término muy abierto, y nosotros somos una banda muy heterogénea con respecto a gustos e influencias, pero si te contestase a nivel personal, te diría que pienso que hacemos heavy metal de 2017, abierto y contemporáneo, sin corsés ni prejuicios a la hora de fusionar elementos y enfoques.

Vuestro estilo se centra en el metal progresivo de alta alcurnia, pero dándole un toque personal y endureciendo determinadas partes ¿Cuales son vuestras influencia musicales? ¿Y cómo surge un tema en la mente de ARIA INFERNO?
Escuchamos mucha música y muy variada, aunque como compositor y sirviendo a las coordenadas de este proyecto concreto, las influencias tienden a ser de bandas pioneras en el metal progresivo clásico e incluso sinfónico, como Rush, Symphony X, Adagio o Dream Theater, aderezadas con nuestro gusto por bandas clásicas de heavy metal, thrash o incluso groove, como Pantera, Nevermore, Megadeth o unos clásicos Metallica. También incorporamos elementos de estilos extremos como el death o el black, pero todo con nuestro aire particular; sinceramente creemos en nuestra personalidad y no en hacer “emplastos” a la hora de fusionar elementos. Creemos que se ve con claridad y que lo hacemos de forma natural. Aun así y queriendo mantener nuestra coherencia estilística, somos muy abiertos y no nos asusta nada evolucionar, experimentar o incluir nuevos elementos. Ya veremos qué ocurre en el futuro.
Respecto a la composición,  suelo trabajar a fondo los temas a todos los niveles en casa y luego los envío al resto de miembros y vamos discutiendo estructuras, arreglando e instrumentando, proponiendo cambios… Es un proceso muy natural y muy sencillo para nosotros. No solemos pasar mucho tiempo en el proceso de composición. Además luego cada uno es completamente libre en la ejecución e interpretación, no necesitamos mucho barniz de producción a la hora de tocar los temas o decidir en el plano artístico de la banda. La reunión de esas personalidades es Aria Inferno.

“A Divine Journey”, es vuestro último trabajo, el cual habéis realizado gracias a una campaña de verkami muy exitosa, ¿qué diferencias podemos encontrar entre este último trabajo y vuestro debut “The Absinthe Episodes? ¿Cómo ha evolucionado la banda?
En “The Absinthe Episodes” el 50% de la banda era otro, así que es normal que haya diferencias, aunque yo personalmente creo que independientemente de rupturas y añadidos, la personalidad de la banda es la misma. Musicalmente ese trabajo es menos progresivo y más directo, más heavy, más power o thrash incluso. Paradójicamente tiene algunos desarrollos instrumentales bastante considerables. Pero tiene los elementos base de Aria Inferno, no cabe duda. ‘A Divine Journey’ es más grandilocuente y variado, más extremo en todas las direcciones, más fino y detallista, y creo que más sinfónico y progresivo, tanto compositiva como instrumentalmente. Quizá también un poco más luminoso.

Para este nuevo trabajo habéis realizado un par de cambios en vuestra formación como es la inclusión de David F. Castro, encargado de la producción del álbum y en la voz encontramos a David Requejado. ¿Qué aportan estos dos nuevos cracks, puesto que cada uno destaca con creces en su instrumento? ¿Y con respecto a la voz, siempre habéis tenido a grandes vocalistas como Gus Monsanto o Ronnie Romero actual vocalista de RAINBOW y LORDS OF BLACK, ¿ha sido difícil encontrar una nueva voz para el grupo?
David F. Castro aporta una solidez terrible con el bajo, haciendo el sonido homogéneo y muy compacto. Tiene mucha personalidad sonora, por momentos se mimetiza por completo con las guitarras. Es una apuesta sonora arriesgada, pero de autor. Sus interpretaciones pueden ser sobrias y elegantes, o extremas, según lo requiera el tema. Ese es su concepto: siempre servir al tema. Nada de florituras porque sí o funambulismos innecesarios. Pero si hay que destacar porque así lo pide el tema, se hace. Un crack. A nivel de producción en este trabajo no ha habido una mano directora ejecutiva, porque todos hemos trabajado en ello, pero obviamente sus años de experiencia y su enfoque en el que todo ha de plegarse al servicio de la canción, son decisivos. Muchas veces hay que ser muy audaz para quitar elementos y no recargar la producción, algo muy habitual en estos géneros. “Menos es más” es su lema.
David Requejado es la versatilidad máxima. Puede cantar lo que quiera, tiene un registro enorme, y es un músico brutal. Aporta un color magnífico a la banda, porque  es un cantante nada plano, y trabajar con él es lo más sencillo del mundo dada su técnica y visión armónica amplia. A nivel personal congeniamos magníficamente, ya que él es el único que no era amigo íntimo de los demás antes de entrar a la banda. Nosotros siempre hemos tenido mucha suerte buscando y encontrando cantantes sin esfuerzo ninguno. No nos toca un Euromillones, pero para eso no tenemos queja, jajajaj!! En cuanto Ronnie abandonó la banda, David Requejado (al que ya teníamos seguido) nos contactó. Grabó unos temas antiguos, nos conocimos personalmente, ensayamos dos veces, y a tocar en directo ajjaja. Somos muy afortunados.

El álbum ha sido grabado en Bomtrack Records por David F. Castro ¿Cómo ha sido el proceso de grabación?, imagino que con tranquilidad y trabajando a vuestro ritmo, ¿Es mucho más fácil grabar si vuestro productor es parte del grupo? ¿Alguna anécdota que nos podáis contar, ya que siempre hay alguna?
En realidad todos hemos trabajado haciendo demos en nuestros home studios e intercambiando material y arreglándolo y produciéndolo hasta que nos decidíamos a hacer las tomas definitivas de cada instrumento. Todo muy relajado. Nos ha llevado unos 4 meses que todos registrasen el álbum. Después fuimos a Bomtrack y lo mezclamos y masterizamos durante unos cuantos días. Sinceramente, teníamos las cosas clarísimas en todos los aspectos, y por supuesto tener a un productor artístico y sonoro veterano como es David F. Castro te da toda la tranquilidad: sabes que todo va a quedar siempre de puta madre. La parte muy complicada es que esto no es un trabajo, el tiempo es limitado, y haces estas cosas en tus ratos libres, arañando horas al sueño o arrebatándoselas a los tuyos. Anécdotas siempre hay muchas, pero están aquellas que en el momento te hacen menos gracia y cuando pasan unos días piensas: “qué idiota he sido”, y te partes de risa con tus compañeros. Siempre se pierden pistas o desaparecen misteriosamente. Los humanos somos así, animales de costumbres, ajajajja!!!

Si tuviera que elegir algunos temas para que me hablarais de ellos, sin duda alguna me quedaría con “A Divine Journey”, “Funeral For The Swan” y “The Strange Case Of Any Human” ¿Cuál ha sido el más complicado de realizar para vosotros? Y ¿Qué podríais contarnos de las letras de estos temas que os menciono?
Todos tienen sus dificultades, aunque quizá “A Divine Journey” supone un plus por la extensión del corte (casi 14 minutos). Quizá lo difícil en ese tipo de temas con muchos cambios de tempo, más que aprenderse la estructura y lo que se ha de interpretar (que por supuesto ya es un trabajo potente en sí mismo), es sonar convincente y natural en todas esas rupturas. De todos modos nosotros tocamos lo que sabemos tocar. Es decir, nunca vamos al límite de nuestras capacidades instrumentales, porque si no nunca puedes sonar sólido y respetable. Hay que contenerse y ser fiel en la medida de lo posible a la realidad.
Todas las letras están basadas en clásicos de la literatura y la filosofía. “A Divine Journey” está inspirada en “El señor de los anillos” de Tolkien (saga que como letrista no me entusiasma, pero da juego para que el viaje y la aventura se conviertan en metáfora de la vida como medio y no como fin). “Funeral for the Swan” se basa en “Más allá del bien y del mal” de Nieztsche, sobre todo desde el punto de vista de saber convivir con la tragedia y el dolor, que son la vida en sí misma. “The Strange Case of any Human” tiene su origen en “El extraño caso del Dr. Jekyll y Mr. Hyde”, obra universal en la que se alegoriza sobre esa oscuridad que vive en nosotros y a veces nos arrastra. Aun así todo lo he escrito bajo mi tamiz, por supuesto. Creo que la temática literaria le queda bien a esta banda y forma parte de su idiosincrasia. Nuestros dos discos así lo confirman. Y por otro lado a nivel personal estoy cansado de la falta de universalidad del rock moderno, en el que las mierdas individuales emocionales se están comiendo todo el espacio. Aparte de poco interesantes, son aburridas artísticamente, bajo mi punto de vista.

Ahora imagino que toca la carretera, para trasladar todo vuestro trabajo ante el público. ¿Alguna fecha de la que podáis hablarnos?
En octubre, que es cuando nuestras agendas se despejan un poco, iremos juntándonos un par de veces al mes para ir montando un repertorio. Nuestro margen de maniobra es limitado, pero la intención es hacer 5 o 6 fechas este invierno, 3 de ellas al menos en Andalucía. Ya veremos cómo van rodando las cosas. Nos encantaría que todo funcione, pero no es sencillo para nosotros por múltiples circunstancias personales y de agenda. Eso sí, si la determinación está ahí, probablemente ocurra.

No sé si seréis de tradición antigua y seguís comprando CD o estáis sujetos a la era digital. ¿Cuáles son los últimos CD físicos que habéis comprado? Podríais decirnos 3 grupos nacionales/internacionales a descubrir o que queráis recomendarnos.
Somos muy de CDS, pero a veces tiramos de la comodidad digital, algunos en mayor medida y otros en menor. “The Passage” de DGM, “Trascendence” de Devin Townsend Project, “Individual Thought patterns” de Death remasterizado, “Multiplicity” de Dave Weckl Band, una reedición de “Jazz” de Queen y “Emperor of Sand” de Mastodon. Descubrir o recomendar bandas es una quimera, pero ahí van 3 que son interesantes para entender qué se ha movido en el metal europeo en la última década, y de formas muy diferentes: Alcest, Deathspell Omega y Textures.

Un placer poder hablar con vosotros, desde Necromance Digital Magazine, las últimas palabras os las dejamos a vosotros.
Gracias por vuestra atención y dejarnos vuestro espacio. Le pedimos a la gente que escuche toda la música sin prejuicios, incluida la de Aria Inferno, claro. Salud!!

Este artículo ha sido leído: 247 veces!!!

Etiquetas
Mostrar más

Entradas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *