Novedades

[CRÍTICA] INFEST (SRB) “Cold blood war” CD 2014 (Xtreem Music)

infest - cold - web

Crítica: Daniel Ureña Cruz

Tras la ofensiva inicial del primer corte, en el que disparos, maquinaria bélica y rezos se funden en un alegato contra la paz, nos encontramos con una guerra mayor, la que representan los ocho temas restantes en este notable álbum de los serbios INFEST, “Cold Blood War”, cuyo título ya es toda una declaración de intenciones.

No es nuevo el camino para los chicos de Jagodina, que vuelven con un álbum cargado de dureza desde su anterior “Everlasting Genocide” (2011), y previamente dos álbumes más de estudio, además de algunas demos y un EP. Su nacimiento se remonta a 2002, por lo que está claro que INFEST llegaron para quedarse, y cada vez vuelven con más fuerza y actividad.

Aquí, la influencia de los VADER del “Litany” y los SEPULTURA más thrashers, aquellos del “Arise” y “Beneath the Remains”, se masca por los cuatro costados. Dicho de otro modo: nos encontramos ante un álbum de thrash-death que hará las delicias de los seguidores del metal más extremo, con líricas en torno a la guerra y la muerte, y donde cada tema se diferencia claramente del anterior.

La intro ya vaticina el futuro del largo: una descarga de hostilidad para el oído, que empieza con “Destroyer of their Throne”, golpe directo demostrando la velocidad y coordinación a la que estos señores pueden llegar en sus composiciones (¡atención al doble pedal durante todo el plástico!). La solidez que presenta el sonido en el recorrido del álbum es abismal, llegando al límite de ser un bloque sonoro perfectamente compacto. INFEST no destaca por ser una banda innovadora, más bien se limita a seguir las estructuras ya existentes dentro del thrash-death, a pesar de una producción adaptada a los tiempos que corren. La clave positiva de INFEST radica principalmente en que aquello que tocan, suena perfectamente. No se trata de hacer música extrema por encima de las posibilidades que este tipo de bandas podrían tener, sino tocar lo necesario para que se escuche adecuadamente, y los serbios están dentro de ese camino sin adornos ni florituras, ese camino directo.

El tercer corte, “Of Everlasting Hate” continúa la línea sonora del anterior tema, y junto a “Among the Falling Ones” y “Kill Their Weakness” (atención a la velocidad con la que comienza este último corte) poseen lo que será la mejor base rítmica del álbum. Un doble bombo asesino y los continuos redobles acompañados de unos riffs incisivos son las tónicas características de estas composiciones.

El resto de temas no pierden la línea sonora, “Demonic Wrath” (ojo al riff que actúa de estribillo) aporta la nota más calmada dentro de la dureza del disco, mientras que “Nuclear Warlust”, “Cold Blood War” y el corte que da cierre al álbum, “Terror Lord” , continúan con el asesinato sonoro.

En definitiva, un álbum directo, sin complicaciones y muy recomendable para fans tanto del thrash como del death metal. La experiencia quizás se haga algo corta pero su intensidad está más que asegurada…

Este artículo ha sido leído: 406 veces!!!

Etiquetas
Mostrar más

Entradas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También puedes leer:

Close