Novedades

[CRÍTICAS] BRING ME THE HORIZON (GBR) “That’s the spirit” CD 2015 (Sony Music)

bring me the - that - WEB

Por: Lluís "DiMu" García

Ríos de tinta han corrido, corren y correrán en torno a este quinto álbum de la banda de ex – Metalcore BRING ME THE HORIZON, y es que si con su anterior “Sempiternal” ya se alejaron bastante del dicho genero, en este “That’s the Spirit” ya no queda absolutamente ningún rastro de él. ¿Evolución? ¿Cambio? Como siempre, la respuesta a estas preguntas depende mucho de los ojos con los que se miren al grupo en cuestión, y no es algo ni mucho menos nuevo en la historia de la música, y especialmente del rock, como ya ocurrió con BON JOVI, MUSE o METALLICA (¿casualidad o coincidencia con la portada?), por citar solo algunos ejemplos. Veremos si la línea trazada hace escasamente un par de años y confirmada a día de hoy será la que marque el futuro de los ingleses, o si por lo contrario, en unos años tendremos una especie de “vuelta a las raíces” que tantos capítulos nos ha dado la industria. A día de hoy todo hace indicar que estamos mucho más cerco de lo primero que de lo segundo, pero vayamos al análisis del disco  que es lo que nos ocupa.

Doomed” es ya toda una declaración de principios. Una base instrumental muy melódica, suave,  como susurrada, con un teclado a cargo de Jordan Fish muy presente a la par que ambiental, y una línea vocal de Oliver Sykes muy dulce, que, eso sí, gana potencia y desgarre a medida avanza el tema, especialmente en el estribillo y el segundo verso, compaginados con agudos que dudo mucho pueda llevar al directo. “Happy Song” tiene más fuerza guitarrera de Lee Malia y un tono más Nu Metal, con unos originales y divertidos coros tipo animadoras que distinguen al tema que sigue con la atmósfera electrónica inicial y que solo en el compás final parece recuperar parte del espíritu original de la banda.

Throne” es probablemente de lo mejor del disco, conservando un mínimo de lo que mostraron en su anterior trabajo, aunque les sitúe más cerca de un Rock Alternativo Electrónico como los de los últimos trabajos de LINKIN’ PARK o THIRTY SECONDS TO MARS. Además el estribillo está muy logrado y es un tema que se queda grabado a fuego ya en las primeras escuchas. “True Friends” sigue explorando esa parte oscura, casi cínica de la amistad, los sentimientos y las emociones. Otra de las canciones que pudimos escuchar como previa al álbum y que de nuevo representa de lo mejor de este. Otro gran estribillo, esta vez sí unos versos más trabajados a nivel compositivo  y una intensidad que se echa en falta en parte del compacto.

Follow You” es uno de esos cortes que más desconcertados han dejado a sus seguidores. Pop Rock sencillo, sin complejos y con un estribillo facilón pero adictivo, cuyo mayor problema es la dificultad de asimilarlo como un tema de BRING ME THE HORIZON. Aún así es uno de mis favoritos de este “That’s the Spirit”. En “What You Need” el bajo y batería de Matt Kean y Matt Nicholls, respectivamente, se apoderan de la musicalidad de un tema que vuelve a explotar sus mayores virtudes con la llegada del estribillo. “Avalanche” vuelve a protagonizar uno de los mejores momentos de todo el disco, de nuevo con un Oliver Skyes pletórico y un trabajo de Jordan Fish impecable. Espero que no falte en sus shows porque es de lo más inspirado que han grabado hasta la fecha.

Run” apuesta descaradamente por los tintes más electrónicos y oscuros del nuevo sonido del quinteto. Los samplers se confunden con ritmos que marca una vez más la percusión de Matt Nicholls, hasta el estallido de un potente estribillo marcado por la voz rasgada pero conservando la melodía de Oliver. Hace ya un tiempo que pudimos disfrutar de “Drown”, así que poco se puede decir o escribir que no se haya hecho hasta la fecha. Un gran tema, de esos que dan ganas de cantar a pleno pulmón, que no faltará en futuros, y presentes, repertorios del grupo.

Nos acercamos al final del disco con “Blasphemy”, correcto pero que apenas aporta demasiado al conjunto del álbum, siguiendo un poco el patrón marcado por la mayoría de sus composiciones sin destacar en ningún aspecto. “Oh No” es otro de esos cortes que cuesta de asimilar como suyos. Aunque una vez más, me parece de los más interesantes del compacto. Melodía sencilla, pegadiza y adictiva, que entra suavemente en el inconsciente del oyente más abierto a experimentar con las propuestas que nos ofrecen en este nuevo trabajo. Repetitiva pero con un estribillo del que no me puedo deshacer fácilmente.

Hasta aquí llega este nuevo “That’s the Spirit” de BRING ME THE HORIZON, alejado ya sin ningún tipo de complejos del Metalcore agresivo, rápido y con la voz de Oliver Skyes escupiendo rabia en cada verso, que les hicieron grandes en álbumes como “Suicide Season” o “There is a Hell, Believe Me I’ve Seen It. There is a Heaven, Let’s Keep It a Secret”. Si fuera fan de estos últimos, tanto mi nota final como mis sensaciones serían muy distintas a las que tengo, probablemente tendría una visión más crítica e incluso feroz sobre el nuevo trabajo. Por suerte o desgracia, la decisión vocal de Oliver sobre su screamo y el aporte musical, compositivo y productivo de Jordan, han dado una nueva dimensión al sonido de la banda que ya marcó un cambio en su anterior obra, con la que un servidor tuvo el placer de descubrirles. O quizás la mano de su actual discográfica, Sony/Columbia tenga algo que ver, quien sabe. Un trabajo notable que supondrá un antes y un después en su carrera. Ahora la única duda es ver que tal defienden el nuevo material en directo, lo que me genera ciertas dudas tras sus primeros shows. Tocará creer en ellos, “Ese es el espíritu”.

bring me the - that - PICTURE

Este artículo ha sido leído: 7399 veces!!!

Etiquetas
Mostrar más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *