Inicio Criticas Internacional | críticas BURN AFTER ME (ITA) “Aeon” CD 2016 (Autoeditado)

[CRÍTICAS] BURN AFTER ME (ITA) “Aeon” CD 2016 (Autoeditado)

burn after me - aeon - web

Por Jorge De La Cruz

Después de dos EP’s, los italianos de BURN AFTER ME lanzan al mercado su primer larga duración. Compuesto por doce temas y autoeditado, el título de su álbum debut es “Aeon”.

Formados en 2012 en Arona, Milán (Italia), el grupo estar formado por Roberto Frigo a las voces, Niccolò Dagradi y Simone Folino a las guitarras, Jacopo Scopel al bajo y Luca Peruzzotti a cargo de la batería.

“Cocytus” es el primer tema que nos encontramos. Es un tema muy largo, ya que en el mismo tema meten la introducción al disco y el primer tema del mismo. En la introducción nos encontramos con ritmos hecho con elementos electrónicos pero sin llegar a pasarse; hacia mitad del tema nos encontramos con los ritmos pesados, creados a base de riffs de guitarras muy potentes con un sonido agudo. Los ritmos de baterías rápidos le añaden mucha potencia, a la vez que las voces guturales, que se mezclan entre graves y agudas le dan mucha dinámica vocal y variedad.

Nada más comenzar “Phlegethon” nos damos cuenta de que estamos ante un tema super potente, donde bateria y guitarra crean el ritmo principal pesado mientras de fondo suena una segunda guitarra que mantiene un ritmo rápido en segundo plano. Variando entre ritmos pesados y partes más melódicas crean la melodía del tema, lo que le hace ser muy diverso, a la vez que acaban el tema de manera totalmente contraria a como empiezan, con unos ritmos muy suaves y melódicos.

“Sewn Shut Eyes” nos deleita en su inicio con unos ritmos energéticos y movidos con voces potentes en primer plano para derivar en ritmos algo más pesados, pero que mantienen esa dinámica de velocidad. El tema está dominado por voces guturales cargadas de fuerza, lo que hace que todos los ritmos que crean mantienen una furia increíble, y a pesar de ser un tema corto, consiguen transmitir fuerza y velocidad, ya que los ritmos que usan tienen esas características.

El noveno tema del trabajo es “Beatrix” el cual comienza con unos ritmos muy suaves y melódicos, con unas melodías lentas que nos transmite un aire de calma y serenidad para luego dar el paso e introducir unos ritmos más pesados pero que mantienen esa estética, a pesar de introducir voces guturales, y con voces limpias en algunas partes. El tema va alternando partes como la primera donde también introducen guturales, con otras más pesadas, para finalizar con un grito cargado de fuerza.

“Empyrean” es el tema final encontrado en el disco de estos italianos. Ritmos suaves son los encargados de darnos el inicio al tema de despedida, para justo después dar un giro y meter ritmos algo más rápidos, que van saltando con otros lentos y melódicos, donde la melodía lo transmite todo, ya que nos encontramos ante un tema instrumental. Las partes lentas son una maravilla, llenándonos con una atmósfera de tranquilidad increíble. Un tema perfecto para finalizar un disco genial.

El álbum debut de los chicos de BURN AFTER ME es una pasada, es un disco lleno de matices, con ritmos muy diversos, sonidos variados e influencia de distintos grupos y estilos. Los doce temas se hacen llevaderos a la par que potentes, y se disfruta cada uno de ellos al máximo, ya que cada uno tiene su toque que lo hace diferente al resto. El sonido de las guitarras es despampanante, tanto en los ritmos lentos como en los pesados, siendo capaces de convivir los dos sin ningun problema, y sumando musicalidad al conjunto. La introducción de voces guturales en las partes melódicas de algunos temas es todo un acerto, creando un contrapunto extraordinario donde se gana potencia sin perder melodía y sentimiento. En definitiva, un disco extraordinario, que les reportará muchos éxitos si siguen manteniendo el nivel.

burn after me - aeon - pict

Este artículo ha sido leído: 196 veces!!!

Crítica
Puntuación
9

Dejar un mensaje