Novedades

[CRÍTICAS] EXUMER (DEU) “The raging tides” CD 2016 (Metal Blade Records)

Exumer - The Raging Tides - web

Por: Carlos Bermejo

The Raging Tides es el cuarto larga duración de los míticos thrashers alemanes formados en 1985 EXUMER que, como ya ocurriera con su anterior trabajo de estudio “Fire & Damnation” ha sido editado por el  sello Metal Blade Records.

El álbum que ha visto la luz el 29 de enero cuenta con una duración total cercana a los cuarenta y dos minutos repartidos en doce cortes, el quinteto practica obviamente, un Thrash Metal de la vieja escuela, como no podía ser de otra manera ya que a ella pertenecen. El disco ha sido  producido, como su anterior trabajo de estudio, por Waldemar Sorychta en el estudio Waldstreet de Dormund (SODOM, LACUNA COIL, MOONSPELL,…..) logrando de nuevo un excelente sonido y totalmente acorde con el estilo que propone la banda.

El trabajo comienza con The Raging Tides, corte que da título al álbum y fue el corte que primero nos dejaron degustar antes de la salida del disco, y en el que los germanos nos muestran desde el minuto uno por donde van a ir los tiros, y que no nos van a decepcionar, excelente tema para abrir el disco sin duda.

Brand of Evil es el siguiente corte, y como el de apertura es otro tema de genuino Thrash Metal, como el resto del álbum. En estas dos primeras pistas el único pero que le podríamos encontrar es su similitud a los americanos EXODUS en algunas fases de los mismos, algo que puede ser hasta lógico, dado que los germanos no han venido a inventar nada nuevo, han hecho un disco de puro Thrash Metal y es inevitable dichas semejanzas

Catatonic es un corte machacón desde su inicio que no hace otra cosa que evitar que el álbum se vuelva lineal, ya que en el siguiente tema “Sacred Defense” volvemos a los ritmos vertiginosos, riffs a una cuerda en las partes cantadas se caen cual guillotina.

Turno para “Welcome to Hellfire” y “Sinister Souls”, dos cortes violentos al estilo SLAYER, incluso hasta en las fases más pesadas del mismo, pero eso si, con una colección de riffs como para escribir una guía para el guitarrista thrasher.

De “Shadow Walker” podría decir que es el corte más lineal del álbum, me niego a decir que es un mal tema, pero en comparación al resto del disco, si es el menos completo, en el que se podría destacar los coros del mismo, pero poco más. Por suerte enseguida llega “There Will Always Be Blood” y volvemos al excelso nivel que nos viene ofreciendo el disco, al igual que la siguiente “Dark Reflections” en el que la base rítmica es la protagonista sin duda, sobre todo en las partes más pesadas.

Para cerrar el álbum, en cuanto a su parte compositiva, nos encontramos con Death Factory, un tema de los más destacados del disco, corto y directo, sin contemplaciones, uniendo, como en el resto del disco, los riffs endiablados con las partes más pesadas. Y si ello no es suficiente motivo para reproducir este disco una vez más, con los dos bonus tracks que nos ofrecen para cerrar, que no son otros que “Forever my Queen” de PENTAGRAM y “Hostage to Heaven” de GRIP INC., llevados de una manera excelente a su terreno, es inevitable volver a escuchar este gran disco.

En resumen, nos encontramos con un excelente disco de Thrash Metal de la vieja escuela, apenas encuentras altibajos durante el recorrido del mismo, este es el estilo de EXUMER desde sus inicios, aquí sólo hay Thrash sin aditivos, lo que hace inevitable las semejanzas de algunos riffs con el resto de las bandas más veteranas, aun así, si eres amante del género vas a disfrutar de lo lindo.

Exumer - The Raging Tides - pic

Este artículo ha sido leído: 488 veces!!!

Etiquetas
Mostrar más

Entradas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *