Inicio Criticas FABIANO ANDREACCHIO AND THE ATOMIC FACTORY (ITA) “Living dead Groove” CD...

[CRÍTICAS] FABIANO ANDREACCHIO AND THE ATOMIC FACTORY (ITA) “Living dead Groove” CD 2016 (Sliptrick records)

Fabiano Andreacchio and The Atomic Factory - living - web

Por Juan Angel Martos

Desde el sello discográfico Sliptrick Records, nos llega este curioso trabajo “Living Dead Groove” de FABIANO ANDREACCHIO AND THE ATOMIC FACTORY. Una banda de reciente formación, fundada en 2014 por el bajista Fabiano Andreacchio (bajo y voz), como proyecto en solitario, con el que editó “Bass R-Evolution” en 2015. En ese mismo año, entraron a la banda los otros dos componentes, Mikahel Shen Raiden (guitarras y voces) y Nicola de Micheli (percusión).

El resultado, es este “Living Dead Groove”, un disco donde se mezclan muchos estilos, primando el industrial y el progresivo, con toques de djent y post metal, en el que Fabiano ha realizado todos los instrumentos, desde la grabación de las guitarras, bajos y baterías programadas, hasta las letras. Eso sí, exceptuando las colaboraciones que aparecen a lo largo de los temas y de las que iremos hablando. Un detalle, que no es de mi agrado, con la música que lleva en su interior es el artwork, realizado por Sidjimbe Art Studio, pues parece un grupo de thrash metal ochentero o una maqueta de carretera. En mi opinión personal, si este disco lo viera en una estantería, pasaría de largo por su portada.

“Zombie’s Breakfast” abre el disco, y es todo un temazo, donde se observa los elementos a destacar, la influencia instrumental y progresiva, destacando el trabajo de Fabiano con su instrumento, el bajo, del que es un auténtico crack. Para ello, utiliza un bajo de 7 cuerdas, así como numerosas técnicas de percutido, tapping, púa…, es una delicia entrar en su canal de youtube y verle tocar los temas de este álbum con su bajo. El resto de instrumentos también quedan bien ensamblados, quizás la percusión programada, sea la de menos calidad, pero les aporta ese toque robótico a los temas. “Not Dead Yet”, sigue la línea, pero introduciendo aún más efectos en las voces, uno de los puntos débiles que le veo al álbum. Toques de post rock aparecen a mediados del tema, con un solo de bajo que aporta calidad a una estructura vocal simple.

“Corpse’ Hill”, guarda el toque core del LP, con unas voces robóticas y algún que otro break down, la electrónica está muy presente a lo largo de toda la composición, que cuenta con un estribillo mucho más abierto, recordándome (no sé por qué) a Devin Townsend. En el siguiente corte “Splatter Head” ya aparece la primera de las colaboraciones, esta vez se trata de Gabriels (compositor y teclista italiano), que aporta su toque especial con unos teclados muy ochenteros, que intercalando sus solos con los de bajo de Fabiano, hacen este tema uno de mis preferidos, y aportan variedad a los oídos del oyente. La parte central es brutal. En “S.O.S.” cuenta con Dino Fiorenza, otro reputado bajista italiano que ha trabajado en el musical de Jesucristo Superstar en su gira europea y el pasado año, ha formado parte del proyecto de EDU FALASCHI (cantante de ANGRA) en su tour. Y su destreza al bajo queda patente en el solo de esta canción, realizada en su totalidad para resaltar el mismo.

“Hypocrisy”, es un corte donde el metal industrial/groove es el que maneja los hilos, un tema potente, directo, donde las voces esta vez casi no tienen efecto, mezclando gritos rasgados y voces limpias, para transformarlo en otro de los temas que más me gustan del disco, con un estribillo muy potente y una fuerte base musical mezclada con samples electrónicos. “Cangrene”, cuenta con la colaboración de Brian Maillard a la guitarra, y desde el inicio se nota los riffs de la mano del suizo, el cual ha abierto conciertos para DREAM THEATER. Su manejo de las seis cuerdas es magnífico, recordándome a STEVE VAI o SATRIANI. Un tema instrumental muy disfrutable, con diversos cambios de ritmos a lo largo de su estructura enraizada, donde se complementa con el bajo perfectamente, otro temazo. Seguimos con “X-Cape”, donde aparece Francesco Dall’O, otro multinstrumentalista italiano que cuenta además de con su proyecto en solitario con una banda llamada NERO DAMASCO. La técnica que utiliza en las seis cuerdas es más cercana a JHONNY 5, más moderna y con toques muy rockeros y progresivos. Otra instrumental a resaltar con toques muy industriales. Estas colaboraciones, enriquecen mucho el nuevo trabajo de FABIANO ANDREACCHIO, aportándole una versatilidad muy grande.

En la parte final, seguimos con las colaboraciones, esta vez de la mano de Jeff Hughell, de la legendaria banda SIX FEET UNDER. Otro portentoso bajista para “End Of Abomination”, un tema pausado, un medio tiempo muy ambiental, donde destaca como no, el trabajo de los bajistas, guiados por una melodía de voces en off. “Smell Like a Corpse”, nos lleva al mundo de las cover, por el título os podéis hacer una idea de que hablamos de NIRVANA y uno de sus temas icónicos, “Smell Like Teen Spirit”, el cual no me convence mucho con su toque doom y una percusión, la cual parece desubicada. El último tema del LP, “Creepy Groove”, cuenta con G. Tomassucci guitarrista de VIVALDI METAL PROYECT (curioso proyecto que transforma la música clásica en metal). Corte que presenta mucho groove/flow, donde aparte de la guitarra, Fabiano se sale con su manejo del bajo, una instrumental brutal donde vemos la batalla entre los dos instrumentos.

Como extra en el LP, incluye dos remixes de los temas “Hypocrisy”, remezclado por Francesco Zeta, con un toque hardcore/trance apto para alguna rave ya a altas horas de la madrugada, y “Corpses Hill”, remezclada por Smoke DJ, siguiendo con los toques más duros de la electrónica, el hardcore, que a modo de curiosidad no está mal, pero no aporta nada al álbum. No ocurre lo mismo con la versión acústica de “End Of Abomination”, que, si es diferente en su totalidad y tiene un toque más místico, un tema muy disfrutable, con otro punto de vista, donde las orquestaciones le dan un toque exquisito.

FABIANO ANDREACCHIO AND THE ATOMIC FACTORY, han realizado un disco perfecto para los amantes de los instrumentos, donde el bajo de Fabiano vuela en un remolino de técnicas muy disfrutable. Las colaboraciones que introducen en el álbum, harán las delicias de los amantes de las 6 cuerdas, los cuales obtendrán composiciones de gran nivel. En detrimento, la cover y los dos remixes, no aportan nada al álbum (bueno si, curiosidad), pero salvando estos tres inconvenientes y el artwork, el LP tiene una calidad indiscutible, destacando temazos como: “Splatter Head”, “Hypocrisy”, “Cangrene”, “End Of Abomination” o “Creepy Groove”.

Fabiano Andreacchio and The Atomic Factory - living - pict

Este artículo ha sido leído: 503 veces!!!

Crítica
Puntuación
8

Dejar un mensaje