Inicio Criticas INFANT ANNIHILATOR (GBR) “The Elysian Grandeval galeriarch” CD 2016 (Total Deathcore...

[CRÍTICAS] INFANT ANNIHILATOR (GBR) “The Elysian Grandeval galeriarch” CD 2016 (Total Deathcore records)

infant annihilator - elysisna - web

Por Juan Angel Martos

Desde Inglaterra nos llega el último trabajo de INFANT ANNIHILATOR, “The Elysian Grandeval Galeriarch”, que en su Facebook de definen como Eggmetal, (no sé lo que es), pero ellos profesan a un technical deathcore, oscuro, denso y agresivo.

La banda inicia su carrera en 2012, quedando formada por Eddie Pickard (Guitarra/Bajo), Aaron Kitchner (batería) y Dickie Allen (voz). El álbum ha sido mezclado y masterizado por Jesse Kirkbride de Kirkbride Recordings, contando con algunas colaboraciones. Once cortes es lo que nos prometen y vamos a escucharlos a ver qué tal.

“Unholy Gravebirth”, se inicia como si un ser de otro mundo se estuviera apoderando de tu ser, para soltar un trallazo de deathcore oscuro y denso musicalmente, jugando con voces agudas y súper graves en los temas. Con una temática gore, pútrida y critica, nos sumergen en su particular mundo mezclando pasajes de death, progressivo, groove y core, para realizar una música muy densa, pero a la vez repleta de cambios estructurales y melodías. Increíble el trabajo de Kitchner a la percusión, estad atentos porque es bestial.

“Crucifilth”, es más directa, más death, con toques a CATTLE DECAPITATION, CARNIFEX, OCEANO…, aunque estos se encuentran a lo largo de todo el disco. Este tema en concreto, en la parte central tiene ese toque core, pero mezclado con el brutal death y ritmos groove en determinados momentos, como en el break que presentan al final, con una guitarra de menos a más, hasta que el silencio abre la parte final, con un solo de guitarra muy bueno. “Motherless Miscarriage” y “Soil The Stillborn”, son sinónimos de velocidad, una percusión de vértigo que ni tus oídos llegan a escuchar los golpes que da. La primera es un corte brutal de tan solo dos minutos, pero de una potencia condensada como si fuera una bomba atómica. El segundo tema de este bloque, las baquetas te golpearan de tal manera, que dejaran tu cerebro como un colador (que puta máquina), siendo uno de mis temas preferidos, contando también con que las guitarras y las voces hacen su trabajo, aunque el tempo lo marca la percusión hiperacelerada, mientras que el ritmo lo llevan los riff pausados y densos de las guitarras.

“Baptised, Bastardised, Sodomised”, es un tema más deathcore, con pasajes, progresivos y unos riffs de vértigo, donde aparecen algún sample de fondo y una parte final repleta de death metal directo y toques core, que nos llevará hacia un tema atípico en una formación de este estilo “Behold The Kingdom Of The Wretched Undying” de 18 minutos de duración. Un tema dividido en cuatro partes, donde aparecen como invitados Tyler Shelton (TRAITORS), Dillon Becker (ANIMALFARM), Bryan Long (DEALEY PLAZA) y Chris Whited (LOST FORTUNE). Un tema intenso, muy técnico y repleto de riffs groove/core y pasajes death. Un tema que en este estilo no es muy fácil de hacer, pero que a pesar de su duración se hace muy ameno por lo cambios de ritmo con una parte a partir del minuto 10, más moderna pero muy efectiva. De hecho, las colaboraciones le dan otro toque de distinción, unidos a las decenas de solos y riffs tan distintos entre sí, para hacer una obra mastodóntica que sale de lo general en esta escena. Un tema para escucharlo detenidamente y apreciar todos los ritmos que lleva en su interior.

“Peadophilic Ultimatum”, es una instrumental, con toques de jazz y progresivo, que sirve de paso para “Neutered In Utero”, que parece engancharse con el tema anterior y guarda algunos riffs distintos a todos los vistos anteriormente, al igual que el bajo está muy presente tras la primera estrofa. Un tema donde las guitarras llevan unas melodías muy pegadizas. “Pelt Of Innocent Flesh”, es otro temazo, dispuesto a hacerte saltar y mover tu cabeza sin parar, más core y repleto de voces cavernosas y gruñidos, partes aceleradas con ciertos toques black, que rápidamente vuelven a la densidad que INFANT ANNIHILATOR nos infunden, con un toque más atmosférico. “Blasphemian”, pone el punto y final a este álbum (bueno lo pone “Neonatalimpalionecrophiliation”, un tema de 11 segundos que tardaras más en leer el nombre que en escucharlo). Un tema que se inicia con una ambientación tétrica, onírica, siendo de los pocos temas que lo hacen, lo que le aporta otro toque de distinción y calidad para cerrar el álbum. Y es otro de los temas que más me gustan, a su primera parte lenta, pesada y farragosa, le sigue una aceleración vertiginosa con cambios al core y elementos progresivos, que tras una respiración los gruñidos y voces cavernosas hacen su aparición como si en el mismísimo infierno nos golpearan una y otra vez.

INFANT ANNIHILATOR, han creado un mastodóntico álbum de deathcore/brutal/death, muy disfrutable entre los seguidores de CATTLE DECAPITATION, OCEANO…, dándole un toque más de tuerca que la mayoría de los grupos y con un trabajo de Aaron Kitchner (batería), impresionante. Temas como, “Unholy Gravebirth”, “Soil The Stillborn” o “Behold The Kingdom Of The Wretched Undying”, harán las delicias del oyente más exigente.

Este artículo ha sido leído: 247 veces!!!

Crítica
Puntuación
8

Dejar un mensaje