Inicio Criticas KORN (USA) “The serenity of suffering” CD 2016 (Roadrunner records)

[CRÍTICAS] KORN (USA) “The serenity of suffering” CD 2016 (Roadrunner records)

korn-the-serenity-of-suffering-web

Por Juan Angel Martos

Mucha era la expectación y la espera del nuevo trabajo de KORN, una de las bandas míticas de la escena, pioneros dentro del sonido un-metal. Y acaba de desvelarse tras la salida de su “The Serenity Of Suffering”, además de ser la vuelta a la banda de Brian “Head” Welch, su guitarrista clásico y una garantía de potencia en sus trabajos. Mucho ha llovido desde su época dorada con “Life Is Peachy” (1996) o “Follow The Leader” (1998), “Issues” (2000) y “Untochables” (2002), cuentan con grandes canciones en su interior, pero algo estaba cambiando y desde ahí hasta hoy en día, han sacado varios trabajos pasando algunos con más pena que gloria entre sus fans, con algún que otro tema muy potente y merecedores del sello KORN, pero otros no tanto ( y que conste que su incursión en la música electrónica con “The Path Of Totality”, está entre mis favoritos). Tras “The Paradigm Shift”, su último trabajo hasta la fecha, las esperanzas de sus fans se perdieron en un vaso vacío, pues no cumplió con las expectativas deseadas. Ahora KORN vuelve, y lo hace con un gran trabajo, retomando cosas de sus mejores épocas, pero guardando también lo más destacado de toque más moderno, un álbum repleto de ritmos contundentes, pero donde las melodías en los estribillos están muy bien conseguidas, empleando los registros más limpios de los últimos tiempos. Un álbum, que se sitúa entre los mejores de sus últimos LPs, KORN han vuelto…, para quedarse no sé, pero lo han hecho con mucha fuerza y energías renovadas, de las cuales hablaremos a continuación.

“Insane” abre el disco y es un trallazo de tema, con estrofas muy potentes, como en los viejos tiempos, y un estribillo muy melódico, más adaptado a la última época, pero todo el tema está marcado por un aire circense (como las risas de fondo que se escuchan) y siniestro, un buen tema para adentrarnos en el álbum. “Rotting In Vain”, pero si un tema ya dio que hablar, fue este, uno de los adelantos del disco, que nos recuerda a los viejos tiempos. Una estrofa donde la locura y distorsión se palpa, con la presencia de Fieldy al bajo y Head dando notas en un segundo plano, mientras que Davis juega con sus cuerdas vocales. Pero es cuando llegamos a la parte central, cuando se marcan una parte brutal.

“Black Is Soul”, pone un nuevo punto en KORN, un tema oscuro y con ciertos toques industriales, pero con un estribillo muy abierto, destacando los samples y ambientaciones que introducen con un gran trabajo de Fieldy. Tras un silencio, Ray Luzier, nos introduce con sus timbales en una parte más marcada y potente donde los screamings se entremezclan con las voces más guturales de David. “The Hating”, se inicia con una voz con efectos en off, para desarrollar un tema muy versátil vocalmente hablando y con unos riffs repletos de melodías y contundencia. Y es que Davis, parece encontrarse mejor que nunca y en este disco demuestra todos sus registros. “A Different World”, marca la mitad del álbum y lo hace con un temazo, en el que cuenta con la colaboración de Corey Taylor (uno de mis cantantes favoritos). Un tema que rezuma un aire melancólico, al que Taylor le pone la guinda agresiva, con sus guturales en segundo plano, y una parte central pesada y directa. Un temazo.

“Take Me”, se cierne a la última etapa de KORN, con un Davis, más melódico, aunque han recuperado su toque oscuro, muy apropiado para estas fechas y donde colabora Zac Baird en los teclados. “Everything Falls Apart”, nos muestra unas guitarras muy pesadas, quizás sea uno de los discos más contundentes en este aspecto de KORN, con una dupla mortal, Munky y Head, el cual, en este último tema pone su desgarrada y agresiva voz en los coros (algún toque más de su voz hubiera sido muy bien acogido). “Die Yet Another Day”, también cuenta Head en las voces y con una guitarra brutal en los puentes, mientras que las estrofas se resguardan en un halo misterioso y oscuro.

“When You’re Not There”, suena con armonía, en un tema melódico y funesto, con unos rasgueos brutales y misteriosos, donde se entremezclan al el aspecto circense y las cadencias más rítmicas de KORN, uno de los temas que más me gustan del álbum y que supone un contrapunto con “Next In Line”, de los más contundentes del disco, así como de la misma forma nos deja las voces más diversas de Davis, explorando sus registros más limpios y modernos, todo ello marcado por los escraches típicos que se habían quedado atrás en algunos de sus álbumes. Resaltar la parte acelerada central, que, aunque pone un toque de distinción, también le falta algo. El álbum en su edición normal, lo cierra “Please Come For Me”, nos lleva a recordar el pasado, con una batería en off y unas distorsiones y ritmos en las guitarras entrecortadas, lo que le dan un toque industrial y de antaño.

Lo de la inclusión de una edición deluxe con dos temas más aparte, no la entiendo, porque podrían haber entrado perfectamente en la normal (estrategias comerciales, para sacarte unos euros más), pues son dos temazos. “Baby”, desde el comienzo te recordara haberla escuchado en tu adolescencia, suena a “Freak On A Leash” por los cuatro costados. Corte brutal y directo, donde ese toque desquiciado de la casa KORN queda representado por todo lo alto. Y “Calling Me To Soon”, pone la guinda del pastel como empezamos, contundentes, agresivos y un estribillo que se te repetirá en la cabeza hasta la saciedad.

Nueva entrega de KORN, y esta vez parece que si van en serio. La vuelta de Head, le ha aportado ese toque de inspiración y composición que a veces se echaba de menos. Un álbum donde la banda americana saca algunas de sus armas de sus inicios, para mezclarlas con las melodías más modernas de un Davis en plena forma. Temas como “Insane”, “A Different World”, “When You’re Not There”, “Baby” o “Rotting in Vain”, nos deja claro que KORN ha vuelto y que el tiempo decidirá donde se sitúa este último trabajo.

Este artículo ha sido leído: 435 veces!!!

Crítica
Puntuación
8.5

Dejar un mensaje