Crónicas Live

[CRÓNICAS LIVE] ALL TIME LOW + ROAM + LANCASTER – Sala Apolo 17.06.2015 Barcelona (Under 18)

DSC03737web

Crónica y fotografías: Lluís "DiMu" García

Muchas horas antes de que ni siquiera se abrieran las puertas de la sala Barcelonesa Apolo, centenares de fans, especialmente féminas adolescentes, esperaban impacientes compartir una noche con la banda de pop punk ALL TIME LOW a la que les perdí un poco de vista hace unos años, y que por lo visto en su última visita a España siguen gozando de una gran popularidad entre los más jóvenes. Con el cartel de sold out colgado días antes de la cita, todo hacía presagiar una divertida experiencia cargada de Rock, hormonas disparadas y muy buen rollo. Y puedo dar fe de que así fue.

Los locales LANCASTER jugaban en casa presentando su álbum “Journeys” y su estilo con cierto acento británico, que fue bien recibido por la joven audiencia, especialmente entusiasta con la sorprendente e inesperada versión de “Drown” de la banda de Metalcore BRING ME THE HORIZON. Apuntaron maneras con temas como “As Wild as Tigers”, “Die Young” o “Deadly Sins”, aunque personalmente a nivel vocal me convencieron más cuando su vocalista se dejaba llevar un poco más y tiraba de registros algo más rasgados. Conectaron en seguida con el público y rompieron el hielo de forma notable a pesar de estar en una fiesta que no era la suya.

Tras un breve descanso saltaron al escenario los anglosajones ROAM con su pop punk adolescente. Frescura y caña que hizo vibrar a muchos de los seguidores de la joven banda que actuaba por primera vez en nuestro país pero que dejó algo fríos al resto. Una actuación algo breve y casi tan acelerada como la mayoría de sus canciones, entre las que destacaron temas como “Over Your Head” y “Warning Sign” de su reciente trabajo “Viewpoint”,  junto a otras más antiguas como “Head Rush” o “You Never Said”. No sonaron nada mal pero aún hay cosas que pulir, pero son muy jóvenes y tienen todo el tiempo en sus manos.

Se apagan las luces, enloquecen las masas y suenan los primeros acordes de “Satellite”, climática introducción del último disco de ALL TIME LOW que sirve de preludio a la locura desatada que retumba en la abarrotada pista con la pegadiza “The Irony of Choking On a Lifesaver”, con algún sujetador tímido y algo distraído que vuela sobre nuestras cabezas. Nada que ver con la lluvia de ropa interior femenina que aterrizó a lo largo y ancho del escenario de los estadounidenses, y que Alex Gaskarth, frontman, y el guitarrista Jack Barakat utilizaron para adornar sus micrófonos. A partir de aquí todo un homenaje a ese gran álbum llamado “Nothing Personal” con la potente “Lost In Stereo”, que hizo temblar los cimientos de la sala (¡parecía que se fuera a venir abajo!), “Stella”, la divertida “Damned If I Do Ya (Damned If I Don’t)” , “Weightless” y la preciosa “Therapy”, con la solitaria voz de Alex fundida entre la de un público rendido a sus pies. El set dedicado en su totalidad al disco mencionado tan solo se vio interrumpido por la pegadiza “Runaways” del nuevo álbum que venían a presentar a nuestro país, “Future Hearts”.

Missing You”, con ese toque tan happy cercano al Folk que el propio Alex reconocía como uno de sus favoritos, fue coreada por todos sus fans, antes de la brillante “The Reckless and The Brave”, una de las más queridas de su discografía y que sirvió de excusa para recordar su célebre trabajo “Don’t Panic”, de la que también sonaron “A Love Like War” y el estribillo tan adictivo como pegadizo de “Backseat Serenade”, para el deleite de toda la muchachada. Eso sí, lo mejor estaba por venir y llegó uno de los momentos mágicos de la noche con la subida al escenario de algunos privilegiados seguidores de que pudieron cantar con ellos “Time-Bomb” e incluso tocar la guitarra. Con gestos como estos resulta evidente de que la banda sabe cuidar de los suyos y, evidentemente, estos les responden de la mejor forma posible. A estas alturas el concierto ya se había convertido en una fiesta y su último single, “Something’s Gotta Give”, suponía una parada en el camino en forma de breve bis.

No se hicieron de rogar, y volvieron a lo grande con “Kids In the Dark”, tras la que entre el cumpleaños feliz que el público le cantó a Jack, tarta de cumpleaños incluida por parte de sus compañeros, e intercambio de piropos con una visiblemente emocionada y divertida audiencia, irrumpió con muchísima fuerza una corta e intensa versión de “American Idiot” de sus queridos GREEN DAY, en el que Zack Merrik a las cuatro cuerdas y Rian Dawson a la batería, más discretos que sus colegas, echaron el resto. “Jasey Rae” nos transportó directamente al debut discográfico de los de Baltimore, hace ya prácticamente diez años, antes de seguir rememorando el pasado con la mítica “Dear Maria, Count Me In”, que terminó de poner patas arriba todo el reciento y en el que se desmelenaron conscientes de que el final del show había llegado. Sus fans también lo sabían y se dejaron la piel, el sudor y las lágrimas despidiendo entre gritos y halagos subidos de tono a sus ídolos. Si ALL TIME LOW son uno de los referentes actuales del género es porque son capaces de brindarnos noches como esta, a base de un pop punk de calidad sin complejos ni artificios. ¡Pura diversión!

Este artículo ha sido leído: 450 veces!!!

Etiquetas
Mostrar más

Entradas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *