Novedades

ENCLAVE (AUT) “New Age Disorder” CD 2016 (Autoeditado)

Fecha de salida: 29.10.2016

Por Daniel Gallar

ENCLAVE son una banda vienesa formada en el año 2008 con una trayectoria más que interesante. Éste “New Age Disorder” es su segundo larga duración y, al igual que hicieron con su debut “United Desperation”, el cual llegué a escuchar hasta la saciedad, nos ofrecen un thrash metal con pinceladas de NWOBHM realmente exquisito y muy bien tocado. No os equivoquéis, éste será un grupo independiente pero poco o nada tienen que envidiar a grupos consagrados.

El problema cuando un grupo saca un primer LP muy bueno es que hay que como mínimo intentar igualarlo. Y eso es difícil y puede llegar a meter a las bandas bajo presión. ENCLAVE tardaron cuatro años en sacar esta placa y la verdad es que la espera ha valido la pena. Si bien “United Desperation” fue un auténtico sorpresón con temas thrash con muchísima pegada y riffs super pegadizos y machacones con los cuales era casi imposible tener el pie quieto, yo diría que “New Age Disorder” es una evolución lógica a nivel técnico y compositivo y que, aunque por los pelos, llega a superar al fenomenal disco de debut. Han madurado, y eso se nota. La labor de las guitarras es digna de mención aquí: cómo se las gastan Michael Schifrer y Martin Zahedi. Aquí hay muchísima variedad, desde partes super heavies y macarras hasta partes melódicas con mucha clase y elegancia. ¿Y qué decir de los solos? Ya eran una pasada en el primer disco y eso que al no estar todavía Michael en la formación fueron todos cortesía de Martin… pero es que en este “New Age Disorder” la verdad es que lo bordan. Shredding cuando hace falta, melodías memorables que enganchan y ante todo mucha clase. La batería cortesía de Martin “Panzer” Gschöpf está en su punto. No es la batería más creativa que he escuchado en mi vida pero está muy bien ejecutada y queda perfecta para lo que tocan. Ya por último tenemos a Rainer Höllesberger, un viejo conocido en la escena vienesa a la voz y al bajo. El bajo está muy conseguido con un muy buen sonido, claro y con ataque. Muy bien tocado e intentando hacer cosas interesantes diferentes de las guitarras rítmicas lo cual da mucha más riqueza a su sonido. Y ya a la voz notamos un pequeño cambio de estilo. Este chico ha mejorado, no cabe duda. Se nota más registro y más partes melódicas que a mí me han gustado bastante (aunque podía haber hecho un poco más en este aspecto). Ojalá explore esta faceta suya en próximos trabajos porque le da versatilidad y eso es algo de lo que siempre ha adolecido un poco el thrash en general. Ante todo, buenas voces thrash, con un registro medio/grave bastante potente. Con garra y con fuerza, algún que otro grito agudo desgarrador y una buena dosis de “hugh!” cuando hacen falta.

Otro tema aparte es el de las letras. Algo que siempre me ha gustado de este cuarteto austríaco es que se toman el thrash muy en serio… ¡como debe de ser! Bromas aparte, las letras tienen un contenido de crítica social muy interesante y con el que muchos de nosotros estaríamos de acuerdo independientemente de nuestra ideología. Se alejan por tanto de esa oleada de bandas thrash que hablan de pizza, resacones y zombies que a mí no me llegan a gustar del todo. A modo anecdótico, decir que en las partes habladas el acento alemán de Rainer da a los temas un encanto especial.

Hagamos el desglose de rigor:

“The Infiltration”. Buena intro, qué duda cabe, aunque tampoco me mata. Cumple su función. Tiene una atmósfera siniestra que nos pone a tono para el álbum o sea que lo dicho: cumple su función. Además el título da mucho juego.

“Capitalypse Now”. ¡Vaaamossss! Ahí es cuando uno dice “cómo mola”. ¿Se puede concebir un buen disco de thrash en el que el primer tema no sea de los mejores? Bingo. Es casi imposible. “Capitalypse Now” comienza como si de un bofetón en plena cara se tratara. El grito agudo de Rainer al principio está muy conseguido. Gran tema para empezar, con guitarras crujientes y poderosas, el “ugh!” de rigor al comenzar el riff principal y solos que ya prometen. Vamos haciendo boca.

“Mediocy”. Algo más lento y machacón, un tema con mucha fuerza y letras de crítica social incisivas. Está muy bien que no todos los temas sean a piñón fijo o sea que chapó.

“Shades of War”. Junto con el title track, este es mi tema favorito del álbum. Temazo pata negra, esta gente no se anda con tonterías. Tema muy rico en matices y atmósferas, lo que empieza como un tema thrash a medio tiempo con buenas estrofas y un estribillo bastante pegadizo nos lleva a una parte central que es sin duda la piedra angular de este corte y, si me apuras, del álbum. Aquí es donde las influencias NWOBHM salen a relucir, y cómo. Mucho feeling y sentimiento con una parte muy maidenesca que hará las delicias más de uno.

“New Age Disorder”. A nivel compositivo este tema es una pasada. Hay incluso una parte un poco casi punk/hc que da mucho juego y es aquí donde Rainer canta un poco más melódico y con muy buenos resultados. Un tema pegadizo, fresco y cañero que uno no se cansa de escuchar. ¡Atención a los solos! Co-rro-si-vos.

“Austrian Thrash Command”. Quizás el tema “menos bueno” del álbum, aunque sigue siendo un señor tema. Quizás suena un poco cliché comparado con los otros… no sé. Los solos sublimes por supuesto. Por otra parte a nivel letras este es un poco diferente ya que este tema es en plan “tocamos thrash y vamos a patearte el culo” aunque por supuesto con bastante más clase que otros grupos que he escuchado hacer este tipo de canción. Eso sí, en directo este tema funciona muy bien.

“Cannibal Cops”. Tema con mucha energía… hay un riff super machacón en la parte central que es el que le da toda la fuerza. Probablemente el tema más potente del álbum, con buenas influencias de EXODUS primera época… y si me apuras hasta algo de TANKARD. No es de mis favoritos del disco pero de nuevo, el nivel es alto.

“The Aftermath”. Buen tema para terminar el álbum. Más largo y progresivo que los demás, con partes habladas, etc. A mí personalmente me gusta que el último tema sea un poco diferente de los demás. Suena maduro sin duda. Quizás a veces se hace un pelín largo pero esto es un mal menor.

La producción la verdad es que está muy conseguida, muy apta para el estilo que tocan y todos los instrumentos se escuchan perfectamente e incluso salen a relucir cuando hace falta. A mí me ha encantado el tratamiento que se ha dado a las guitarras rítmicas y a las voces.

Nos hallamos ante un muy buen disco de thrash estilo Bay Area con excelentes ramalazos de NWOBHM que hará las delicias de más de uno por parte de un grupo que se lo lleva currando encima de los escenarios desde hace ya mucho tiempo. Un grupo al fin y al cabo que es un perfecto ejemplo de esa excelente escena underground que tenemos y que tenemos el deber moral de apoyar. ¡BIEN HECHO!

Este artículo ha sido leído: 230 veces!!!

Nota - 8.7

8.7

Nota

Nos hallamos ante un muy buen disco de thrash estilo Bay Area con excelentes ramalazos de NWOBHM que hará las delicias de más de uno por parte de un grupo que se lo lleva currando encima de los escenarios desde hace ya mucho tiempo.

User Rating: Be the first one !
Etiquetas
Mostrar más

Entradas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *