Novedades

GUILLES (ESP) “Harvest of grey days” CD 2017 (Maldito records)

Por Jorge El Alaoui

Hoy tenemos con nosotros una banda de las buenas, de las veteranas. Su nombre es GUILLES y cremita con su nuevo trabajo. Con carrera desde el 2000 bajo el nombre de GUILLES DE RAIS vuelven a dar guerra de la buena bajo su nombre acortado, y si… es lo único donde han ahorrado. “Harvest of grey day” es el título de su nuevo trabajo, con 14 temazos, 14 pedazos de cortes donde de nuevo se colocan en lo más puntero del metal extremo y como veis y he dicho; el nombre es lo único corto que traen.

Un estilo difícil de catalogar y que oscila entre el death metal y el hardcore más clásico, con riffs de guitarra que quitan el hipo y una batería contundente y espectacular, un bajo definido y sin miramiento en su terreno, dominante y claro. Sumamos una voz que me recuerda al registro de bandas como KILLUS y SIX BURNING KNIVES, guturales rasgados y continuos dejando un rastro de rabia y mala hostia que no tiene nombre. Si buscáis un disco para relajaros no es el caso, si por el contrario buscáis bailar samba y twerk a base de empujones y agresividad ESTE es vuestro disco.

Sin más dilación pasemos a cortar la tela que hay bastante.

En primer lugar contamos con una intro armoniosa y relajada de poca duración llamada “Latent”, seguida de una declaración de intenciones bautizada como “Born in a black void”; un corte con mucha pegada y un sonido muy afilado, sin descanso a la batería ni las cuerdas, con un solo buenísimo de guitarra y una voz que engancha ya desde el inicio, y os aseguro que yo personalmente no la he aburrido en ningún momento de los 14 temas.

Con “Clock” encontramos un interludio de introducción al siguiente tema, como un reloj arrítmico. “Bewildered Predator” es más contundente en la batería que la anterior, un doble pedal y timbales que cortan el aire. En un tempo más lento y con más pegada si cabe, GUILLES no relaja y progresivamente va aumentando la velocidad de forma salvaje. De nuevo un solazo de guitarra y toques del Hardcore más actual se convierte en un tema de mi colección.

“Lines and Scars” es brutalidad en toda sus letras. Con una intro más oscura de lo habitual y con ese toque tétrico durante todo el track pasa a una fase más densa en los riffs y una batería que no cesa, llegando a rozar ritmos de Thrash puro y duro. Un bajo muy destacable que no se centra en acompañar, sino que marca cada uno de los golpes fuertes del corte. Espectacular la descarga en este disco.

Rozando la escuela del Groove metal tenemos “Dehumanized”. Headbanging del bestia y mucha violencia en esta cancion. Alternando doble pedales con blast beats sin piedad es toda una joya en el disco y en la carrera de la banda. Con un bajo marcadisimo en una especie de break después del solo solo puedo decir que me quito el sombrero ante esta banda. Pedazo de bestias con los instrumentos.

Dos temas en la parte central del disco como “Disobedient” y “Enraged” enfocados a la acción y al circle pit, el primero algo más rápido que el segundo pero ninguno baja el caché de la banda. Nitroglicerina en bandeja para hacer que el público explote sin control. Rítmicas rapidísimas, una batería con cuatro pies lo menos y la voz… Ay esa voz cómo rasga el cráneo sin piedad al oyente. Canela en rama señores.

“Message” “Lost” son las dos cara de una misma moneda. La primera es un muro de contención con todos los instrumentos al ataque. La segunda más compleja en estructura y con muchos más cambios que la anterior. Dos descargas de un banda que parece endemoniada y que sueltan al 200% todo lo que tienen dentro. Fabuloso.

En la posición 11 encontramos otro interludio que puentea al siguiente tema, el más accesible del disco y quizá el más melódico. Pero claro, esto no es power metal; “Hopeless” suena accesible por menos rápida y cargada que todo lo anterior visto además de contar con un estribillo que roza lo melódico y añadiendo hasta agudos ¿El resto de componentes? Siguen repartiendo caña pero de forma más relajada y pesada dando de un toque melancólico a toda la canción.

Por fin llegamos a la balada del disco… Nah, era coña… ¿balada aquí? ¿Me vacilaís?

“Alive” es el decimotercer corte y vuelve la agresividad pura y dura. Sin aliento me han dejado estos chicos. Con un contexto más personal de malestar y rotura con todo no dejamos de lado los ritmos de circle pit y velocidad ya característico de este trabajo.

“Incomplete” es el colofón de esta obra maestra de la banda valenciana. Un tema muy corto y muy intenso con un sentimiento en la guitarra digno de alabar. Más melódica y sin desfase en la velocidad.

Con esto finalizamos el análisis exhaustivo del redondo de GUILLES y ahora llega las conclusiones y valoraciones. Sinceramente me quito el sombrero y me arrodillo ante la violada que le han dado a mis oídos. Una apisonadora en toda su grandeza y en cada uno de los componentes de la banda. Guitarras rabiosas, solos espectaculares, batería de infarto y un bajo aplastante muy marcado y un voz que rasga cada segundo de este larga duración. Vieja escuela que regresan a toque de corneta y que este año prometen muchísima guerra en sus directos.

A nivel técnico el sonido es perfecto y definido, las estructuras son inigualables a la par de originales, con ideas nuevas y muchos giros compositivos. Solos de guitarra complejos y maravillosos son la guinda del pastel.

Sin duda un disco recomendadísimo y que entra en lo mejor de este año sin duda. A mi me han enamorado hasta las trancas y este disco en mi opinión va a estar en lo más alto de todos los rankings de este 2017.

Un 10 para este “Harvest of grey day” y un 10 para GUILLES para este trabajo. ¡Así da gusto hacer reseñas coño!

Este artículo ha sido leído: 377 veces!!!

Etiquetas
Mostrar más

Entradas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *