Criticas - novedades
Puntuación alta - recomendado

SYMBOLIK (USA) “Emergence”

The Artisan Era, 2020

AUTOR: Sebastián Abdala

Cuando una banda dice que han pasado cerca de 8 años componiendo y elaborando un disco, es para prestar atención extrema. Para analizar y disfrutar cada canción, cada elemento y cada sonido que se haya volcado, porque nada está ahí puesto porque sí. Desde ya, recomiendo ponerse unos buenos auriculares y dejar la mente en blanco, para que los delirios de “Emergence”, nuevo disco de SYMBOLIK te redecoren el cerebro y las ideas acerca de la música. El resultado es superlativo. Han conseguido combinar en un escaso tramo de tiempo una decena inagotable de recursos que han sido estructurados con una profesionalidad deslumbrante. La base de Metal Técnico está al frente todo el tiempo, una locura de escalas y arpegios que van en contra de las voces demoníacas que se dedican a narrar unas pérfidas obras de desolación.

La velocidad cambia el ritmo en decenas de oportunidades, dejando que la batería y el bajo se reconstruyan a lo largo de cada tempo, generando un universo paralelo para terminar de armar un tándem que incluye unos teclados que ambientan un mágico y siniestro agujero negro donde perderse. Las guitarras son una fuente inagotable de locura y tienen marcas compositivas que parecen llevar un concepto propio, su constante locura es para escuchar en esa armonía caótica que tan compleja resulta conseguir en este estilo. Están todo el tiempo al frente, con punteos mágicos y viscerales, se mantiene entre el conjunto, sin buscar sonar más alto o más al frente, haciendo que cobre más potencia cada track.

Si bien el primer corte es “Invoking oblivion”, la presentación formal del trabajo es “Augury ancents”, y entre ambas nos dejan dos golpes que ejecutan los instrumentos con un dominio legendario. Hay tantas influencias, tanta poesía y un recurso lírico que se apoya en dispersión de ideas para luego entrar con una oscuridad que te envuelve. “A tiranny in decay” es una oda a cada una de las dictaduras vividas a lo largo de la Historia, y una terrible profecía metafórica de lo que vivimos y viviremos de ahora en más. En esta pieza encontramos una maravillosa tormenta de veloz contemplación acerca de las más bajas de las intenciones humanas para conservar el poder.

Uno de los mejores puntos del trabajo se encuentra en que no se extienden en largos espacios musicales de brillo excesivo, si bien cada pieza está marcada por una perfecta y virtuosa manera de complementarse con las letras, no hay un momento donde uno pueda perder el hilo. Es sumergirse en esa profunda interpretación donde cada atmósfera es particular. “Dirge of all creation” se excede ya en bestialidad. Una garganta que parece narrar desde un cielo ardiente un reino incendiado, unas voces que han tomado vuelo al ser expulsadas por una batería que se luce desde atrás, marcando un tempo distinto al resto de los instrumentos.

Desde el tema “Coalescing the void” entramos en una nueva parte del disco, donde si bien el tono y las ideas se mantienen, las canciones se acortan para desplegar más brutalidad y odio, son más efectivos en distancias cortas, y la potencia aumenta, así como la narrativa cruel de los efectos de una ambición desmedida en la carne. Brillante.

El tramo final del disco, por decir algo que intente reflejar el motivo de tener este disco en casa, parece un nuevo estilo de Death Metal Sinfónico… con toda esa fastuosa entrada que a veces satura del Power, pero bañado de sangre y penetrante hedor a destrucción. El tándem perfecto lo hacen con 3 canciones que merecen ser escuchadas con cascos (y un riesgo de perder el conocimiento) porque “In the servitude of silence”, pasando por “Souls of deception” y terminando con “Perceptions of reality” son una trilogía que despliega un arte en cada uno de los instrumentos, para dar el adiós definitivo con “When eternity collapsed”. 4 canciones que despliegan un poder de composición y alternancias de melodías que cortan el aliento y te demuestran que “Emergence” será, definitivamente, un disco que merece pasar a la historia en un año calamitoso. SYMBOLIK, ha conseguido contener la esencia del universo del Metal Death Técnico en un pequeño y contundente Aleph donde Paganini parece haber hecho arreglos en la brutalidad de BEHEMOTH.

Puntuación

Nota - 10

10

Nota

Cuando una banda dice que han pasado cerca de 8 años componiendo y elaborando un disco, es para prestar atención extrema. Para analizar y disfrutar cada canción, cada elemento y cada sonido que se haya volcado, porque nada está ahí puesto porque sí. Desde ya, recomiendo ponerse unos buenos auriculares y dejar la mente en blanco, para que los delirios de “Emergence”, nuevo disco de SIMBOLIK te redecoren el cerebro y las ideas acerca de la música.

User Rating: Be the first one !
Etiquetas
Mostrar más

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba
Cerrar