Novedades

YOUTH KILLED IT (GBR) “Modern bollotics” CD 2017 (Rude Records)

Por Titus Ferrer Bellés

Me gustaría iniciar este texto con una ronda de aplausos. No solo a una propuesta fresca directa y efectiva, sino también a todos aquellos lectores que tengáis los ojos puestos en un texto como este en una publicación de metal extremo. En un momento en el que ser capaz de no cerrarse en banda en cuanto a gustos musicales parece tanto un mérito como a veces un estigma, creo que vale la pena pararse a apreciar lo satisfactorio que es toparse con descubrimientos como estos.

Dicho esto, yo agradezco poder estar escribiendo este texto sobre el primer trabajo (bajo este nombre) de YOUTH KILLED IT, una banda de (cojo aire) punk-pop-rap-hip-indie-brit-rock residente en Londres y con muchas ganas de comerse la escena. Sea la que sea.

Desde un punto de vista buenrollista pese a lo tristón de muchas de sus letras, vienen a poner patas arriba nuestras ganas de bailar a partir de una mezcla de estilos e influencias que suena tan familiar como nueva justamente por su carácter homogéneo creado a partir de tanto ingrediente junto. En el apartado guitarrero a muchos puede recordarles tanto a los ARCTIC MONKEYS originales como a su grupo de brit favorito. El meloso acento de Jack Murphy trae reminiscencias también de grupos de la escena británica, pero sobre todo puede recordarnos a los versos enrevesados de Rou Reynolds de nuestros queridos ENTER SHIKARI, con los que comparten mucho más que esto. Sin ir más lejos el ritmo de batería (Incluso la producción de esta) de temas como “Molly” pueden recordar a los beats drum & bass de temas como “Sssnakepit”. Entendedme, salvando las distancias, por supuesto.

La propuesta consiste en temas directos, sobre todo muy directos (el tema más largo del disco dura 3:12 minutos. Muy punkis ellos) y concentrados con intención de no crear altibajos y estar en todo momento en la cresta de su propia ola sónica. No hay canción en este disco con el más mínimo relleno, y eso ayuda a redondear el resultado. Intención muy honesta, por otra parte. Casi naive, que es como a sí mismos se describen a partir de sus letras. Eso hace aún más fácil que conectemos con ellos, ya que esta actitud rima a la perfección con la idea que como digo proponen.

Creo que lo único que podría jugar en su contra desde mi punto de vista es que uno tiene que darle unas cuantas vueltas al disco para que unos temas empiecen a destacar sobre otros en nuestras cabezas. Tampoco tengo muy claro que esto sea algo negativo, ya que el disco invita a repetir y no supone un problema ponérselo repetidas veces para centrarse en esta búsqueda. Algo tendrán los temas pues. Cuando uno profundiza en ellos se da cuenta de que aún hay más que rascar. La segunda guitarra de “Fudge”, por ejemplo, que añaden un toque casi de veraneo en california a un tema tan aparentemente urbano como este. O la intensidad y estridencia rockera del riff de “Job back”, que camufla el clasicismo en este embarullo tan aparentemente sencillo, pero tan denso bajo la superficie.

Si habéis llegado hasta aquí: me acabáis de alegrar el día. Si habéis llegado hasta aquí y estáis de acuerdo conmigo, y os proponéis darle una escucha al disco o simplemente ya lo habíais descubierto y ya lo disfrutáis: me dais la vida. Vale la pena luchar por que esta clase de propuestas vean la luz de cerca. Porque ahora mismo YOUTH KILLED IT tienen todas las papeletas para hacerse un nombre grande en futuros carteles.

Este artículo ha sido leído: 242 veces!!!

Etiquetas
Mostrar más

Entradas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *