Clásicos

CRADLE OF FILTH (GBR) “Dusk And Her Embrace” (Music For Nations, 1996)

Por Juan Angel Martos

Este álbum , el primero editado con Music  For Nations, fue mi primer CD comprado de black metal y en una edición especial en formato digibook con las letras resaltadas, como si fueran grabadas en plata, y que a día de hoy sigue siendo mi trabajo preferido de la banda de Ipswiich, CRADLE OF FILTH, el cual les llevó a dar sus primeros pasos hacia la fama, con sus pros y sus contras.

Pero no fue con este álbum con el que los conocí, pues en mi reproductor, sonó mucho tiempo “The Principle Of Evil Made Flesh” (1994), su álbum debut tras algunas demos anteriormente publicadas, del cual me apasionó ese toque oscuro y melódico que imprimían a sus canciones, alternando pasajes agresivos y blackers, con otros más densos y atmosféricos, donde “Forest Whispers My Name” o el tema homónimo al álbum que abría el disco me enamoraron. Pero todo esto se vería elevado y mejorado en “Dusk And Her Embrace”, donde la atmosfera vampírica recorría cada una de sus esquinas, introduciendo orquestaciones, aunque realizadas mediante samples, que elevaban a otro nivel al grupo, contando con un Dani Filth en su plenitud vocal, mejorando muchísimo en este trabajo y agudizando su tono hasta el extremo, lo que ya es una máxima de la banda.

Desde la iniciantica “Heaven Torn Asunder” hasta el final apoteósico con “Haunted Shores” y sus violines iniciales, cada una de las canciones forma parte de un todo apoteósico, donde la maldad, las letras, la música y el concepto musical, crean el que sin duda es su mejor álbum hasta la fecha, por lo menos para mí. Las aceleraciones que sufre en “Heaven Torn Asunder”, son una delicia, así como sus cambios de ritmo, capaces de desequilibrar a cualquier ser humano e incentivado con pasajes melódicos y cambios vocales. “Funeral In Carpathia”, es un himno en toda regla, creciendo y creciendo a lo largo de sus 8 minutos que nunca me he hartado de escuchar, con unas melodías apocalípticas, creadas por las melodías de Stuart Antsis y Gian Pyres en las guitarras, a las que se acoplan de forma mágica los teclados de Damien Gregori y la voz de Dani y  Sarah Jezebel en el acompañamiento femenino y su parte central repleta de una magia maligna encomiable. Aunque quizás el tema que más allá escuchado del álbum, hasta el punto de saberme toda la letra de memoria sea “A Gothic Romance (Red Roses For The Devil’s Whore)”, una autentica maravilla de principio a fin, que aun hoy en día y mientras escribo esta review, recuerdo su letra. Una autentica joya, donde la melodía, los sentimientos y emociones lo llevan al extremo, contando con una estructura repleta de matices y que evoluciona a cada segundo con un gran Nicholas Baker en las baquetas, al cual tuve ocasión de ver en directo en 1996 en Jerez de la Frontera, en mi primer festival de grandes dimensiones al que asistía; sin comentarios, solo escuchadla mientras leis la letra y disfrutad.

Y es que elegir algún tema de este trabajo me es imposible, pues cada uno de ellos forma parte de un todo indivisible, desde la epica “Malice Through The Looking Glass” con su inicio sinfónico y unas melodías tanto instrumental como vocalmente que te atrapan desde el primer minuto, donde alternan los rangos vocales desde susurros hasta los más agudos, pasando por una voz pausada y sepulcral, Hasta la apoteósica “Dusk And Her Embrace”, la cual me trae muchísimos recuerdos, a nivel melódico, lo cual lo echo de menos en la formación actual, que desde “Midian”, les deje de lado pues tomaron otro camino mucho más comercial, solo salvado por su último trabajo “Cryptoriana” que me ha devuelto un poco la ilusión por el grupo.

Y es que como anécdota, los he visto dos veces, una en la gira de este mismo álbum, dando un concierto apoteósico, crudo y visceral, rematándolo con un Nicholas Baker, el cual arrojo sus parches al público, en un concierto inolvidable. Mientras que la segunda vez fue con la gira del “Cruelty And The Beast”, un buen disco, pero que dejaba ver el ego de Dani Filth tanto en las tablas, recriminándole a sus compañeros, como en el publico, al cual le hacía peinetas cuando les pedía una foto.

No quiero terminar este repaso sin mencionar la enigmática y ocultista instrumental “The Graveyard By Moonlight”, que dejaba paso a “Beauty Slept In Sodom”, una “balada”, de horror gótico y romanticista que va creciendo en intensidad hasta explotar con unos ritmos increíbles y que nos llevaban hasta el punto y final con “Haunted Shore”, donde contaron con la colaboración de Cronos de VENOM, para poner su voz en un discurso siniestro y la cual me costó entender hasta con las letras delante ante tal velocidad alcanzada por la voz de Dani, que cuenta con las estrofas más agudas y extremas de todo el trabajo. Un punto y final de órdago, para el que sin duda es uno de los discos de los noventa con respecto a black metal melódico y es pura esencia CRADLE OF FILTH.

Nota - 10

10

Nota

el que sin duda es uno de los discos de los noventa con respecto a black metal melódico y es pura esencia CRADLE OF FILTH.

User Rating: 4.08 ( 2 votes)
Etiquetas
Mostrar más

Entradas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Cerrar