Crónicas Live

RESURRECTION FEST 2019 – Viernes 05.07.2019

Texto: Juan Angel Martos | Fotos: Jorge De La Cruz

Posiblemente el Viernes 5 de Julio de 2019, se recuerde para siempre en Viveiro, SLIPKNOT, haría acto de presencia en el Resurrection Fest, tras ser uno de los grupos más demandado año tras año por todos los aficionados;  y esto se notó durante su actuación, en la que no cabía un alma dentro del recinto haciendo sold out por todo lo alto. Pero antes del cabeza de cartel el día iba a procurarnos muchas sorpresas, al igual que hay que mencionar el buen hacer de la organización para mantener la cara limpia del recinto tras la lluvia del día anterior, esparciendo paja por las zonas encharcadas para así pormenorizar los daños, al igual que tras el agua, las hormigas de ala deambularon por el recinto a sus anchas (cosa ajena a la organización), hasta entrada la tarde. También he de mencionar que al lado del Ritual Stage, se habilitaron unos servicios nuevos para las mujeres, que normalmente siempre encuentran más dificultad para sus necesidades; buen detalle.

Desde primera hora y tras nuestro pequeño viaje en autobús desde la playa de Covas, llegamos apresurados para ver a INYOURFACE, que desde Granada nos traían su hardcore naturalista y muy activo, por algo los apodan los “saltamontes”. El combo “Wild” mas “Reef” dio paso a “Physis y “Savanna”, y desde primera hora saltaron al escenario a comérselo con un Lucas en las voces muy activo en todo momento, al igual que Daniel y Francisco en la guitarra y bajo respectivamente, no parando de saltar, moverse y animar a unos 200-300 personas que se agolparon desde el inicio. “Ivory Cult” y “Animalia”, sonaron bestiales, aunque con algún problemilla en la guitarra que dejó de sonar un par de veces, solucionado de forma muy profesional, mientras Adrian en la percusión destrozaba cada uno de los parches. Un conciertazo para comenzar la jornada.

SETLIST: WILD + REEF/PHYSIS/SAVANNA/ ICEBERG/IVORY CULT/ GRASSLAND/ ANIMALIA/DESERT

Nos dirigimos al Desert Stage para escuchar la propuesta de los coruñeses DAGLA y su particular stoner, el cual particularmente me encanta su instrumentación, pero la voz cantada en español tiene un aire de rock urbano que no me agrada, pero para gustos los colores, y su actuación bajo un intenso sol fue muy correcta, ante unas centenas de personas que ya se iban agolpando en el recinto. En la cúpula, el Chaos Stage, comenzó  el concierto de AVIDA DOLLARS, grupo al que no conocía y el cual me encantó; siempre descubro música nueva en estos festivales y el Resurrection 2019, los catalanes han sido mi descubrimiento. Con un rock contundente, pero melódico a la vez, crearon un ambiente muy especial con temazos como “Croacia” o “Los Niños Perdidos”, una vez escuchados no te los puedes quitar de la cabeza.

SETLIST: BERRIAK /CROACIA/ MANO AL CUELLO/ HIELO Y FUEGO/ OJOS DE CRISTAL/ SOMBRA Y LUZ/ LOS NIÑOS PERDIDOS/ A CIEGAS

Con la noticia de que MISIVA era trasladado del viernes al sábado por el montaje del show de SLIPKNOT, los encargados de abrir el Main Stage fueron los madrileños BROTHERS TILL WE DIE, que han demostrado con creces que no le impone para nada el escenario en el que les sitúen, dando lo mejor de sí mismo en cada bolo y agradeciendo a todos los fans el apoyo hasta llevarlos al escenario principal, que sonó de escándalo y llenaron con su show de hardcore metal capitaneado por un Felipe Alemán enorme, que no paraba de bajarse al público para lanzarse, participar en un wall of death… Temas como “Llorando A Los Muertos”, su último lanzamiento, “Psalms 55”, la bestial “The Thin Line” o “True Love Ends”; incluso se atrevieron a entonar unos riffs en forma de cover de SLAYER y SLIPKNOT, además de contar con la colaboración de JESUS en un tema. Un bolazo, demostrando que la sangre nueva viene con mucha fuerza.

SETLIST: INTRO/ KINGDOM OF FILTH/ HAND TO HAND /LLORANDO A LOS MUERTOS/ BACK IN THE GAME/ BLOOD 4 BLOOD/ SLAYER COVER/ PSALM 55/ THE THIN LINE/ BETWEEN DEATH AND INMORTALITY/TRUE LOVE ENDS/ COVER SLIPKNOT /AGONY LOVES ME

Es imposible, cubrir todos los escenarios uno solo, por eso a veces hay que elegir de forma drástica entre que ver y deje de lado a CHILDRAIN y me dirigí hacia el Desert Stage para ver a los chicos de Bilbao, NEILA y su sludge/metal/doom, presentando su último trabajo, un discazo por cierto “Tronos Ardiendo”. Con una propuesta escénica sencilla y ante unas 500-600 personas descargaron su potente directo con temazos como “BajoTierra” o “Luna Negra”, haciendo las delicias de los que se acercaron a verles en una tarde calurosa.

SETLIST: FROM HELL/TRONOS ARDIENDO/BAJO TIERRA/LUNA NEGRA/DANZA DE NIEBLAS

Otro de los momentos más esperados era la actuación de WHILE SHE SLEEPS, tras conocerse días antes que su vocalista Lawrence Taylor no iba a poder asistir a la cita, siendo sustituido por Scott Kennedy de BLEED FROM WITHIN, quien dio la talla con un grupo que sobre las tablas es todo un espectáculo musical, aunque el sonido no fue de los mejores (este año el Main Stage ha pecado en cuanto a sonido se refiere, dejándonos actuaciones a medias como esta o WITHIN TEMPTATION). Con un setlist centrado en sus dos últimos trabajos “So What?” y “You Are We”, desplegaron su potencial con un Mat Welsh (guitarra/voz) echándose la actuación a sus espaldas. Tras “You Are We” y “Anti-Social” que ya pusieron patas arriba a un reciento mediado, “Brainwashed”, “Four Walls” o el cierre perfecto al que nos tienen acostumbrado con “Hurricane”, matizó una buena actuación de un grupo que con frontman diferente estuvo a la altura de las circunstancias y se le notaba en su esfuerzo. Esperemos volver a verle con Loz al frente.

Era el momento de cruzar todo el recinto rápidamente para no perdernos la actuación de SANTO ROSTRO, en un Desert Stage abarrotado, dándonos toda una lección de stoner doom en la que el trío formado por Antonio (bajo y voz), Miguel (guitarra) y Alejandro (batería), demostraron ser una de las grandes bandas nacionales dentro de estos sonidos oscuros y underground. Con un inicio de concierto donde la voz quedaba un poco deslucida en segundo plano, con “One Small Victory”, obtuvieron su esplendor en sonido que ya no decaería en todo el concierto, dejándonos cortes con actuación de Javier, vocalista de CABEZA DE CABALLO, incluida como “Vacio Inicial”, “Telarañas” o “Blood Run”,  que definieron la veteranía y la contundencia de este grupazo de Jaén.

SETLIST: CUT MY HAND/HYLONOME/ONE SMALL VICTORY/FOREVER MY QUEEN/VACÍO INICIAL/TELARAÑAS/ANNUAL/BLOOD RUN

Llegamos casi a mitad de jornada e íbamos a echar una visual por todos los escenarios en el siguiente bloque de actuaciones elegidas, empezando por el Main Stage con TRIVIUM, que aunque parezca mentira, casi no los había escuchado, a excepción de su último trabajo, “The Sin And The Sentence”, ttema con el que comenzaron, pero que después de la actuación que vi les prestaré más atención, pues su metal melódico con partes grooveras me enganchó desde un principio, con temas de la talla de “Sever The Hand”m “Down From The Sky” o “In Waves”, que si la había escuchado. Solo un detalle que no me gustó nada, es que subieran a youtubers españoles al escenario a cantar un tema, el estribillo, entre ellos Jordi Wild.

Mi próxima parada era un combo de escenarios, primero pude ver la locura milimétrica y cósmica de los madrileños WORMED. Una propuesta extrema, centrada en la ciencia ficción, donde su technical death metal nos dejaba boquiabiertos a los pocos que nos acercamos a ver su espectáculo, (unas 1000-1500 personas). A lo lejos escuchaba el estruendo en el Chaos Stage y decidí acercarme para mi sorpresa, presencie un bolazo por parte de VENOM PRISON, de los que tenía muy pocas referencias, pero su front man Larissa Stupar es una autentica bestia sobre las tablas, de ahí que la carpa estuviera casi llena, dándonos una lección de brutalidad en cuanto a música y actitud; todo un descubrimiento para mí. Tras este vendaval de rabia, llegué de nuevo al escenario principal para ver a otra fémina en las voces, Alissa de ARCH ENEMY, con un escenario mucho más sobrio que la última vez que pisaron Viveiro, sin tanto atrezzo y sin efectos especiales, llegue para ver la ultima parte del show, pues ya los había visto varias veces y opte por los otros grupos más underground. “First Day In Hell”, fue el primer temazo que escuche y como siempre estos chicos nunca defraudan, sobre todo cuando para la parte final te dejan la contundente “As The Pages Burn”, la melódica “No Gods, No Masters”, que apaciguó un poco la efusividad, yo hubiera elegido otro tema más contundente, como lo fue su cierre con todo un himno “Nemesis”.

Un enorme telón cubrió el escenario principal con el nombre de SLIPKNOT, mientras a sus espaldas era el turno del espectacular directo que tienen AVATAR, donde el metal, el circo y la realeza se entremezclan para dejarnos un show especial con un Johannes Gustaf en las voces increíble, aunque un poco tocado en los tonos más agudos. Y es que esta banda con temazos como “A Statue Of The King”, “Hail The Apocalypse” o “The Eagle Has Landed” os harán vibrar en un show muy especial, que todo aficionado a la música tiene que ver una vez en su vida.

Eran las 23:00 y ante el escenario principal no cabía ni un alma, siendo la vez que más gente a asistido a un concierto en Resurrection Fest, incluso por los pasillos laterales era difícil transitar, SLIPKNOT estaba en Viveiro y a punto de comenzar “For Those About To Rock” de AC/DC hizo de introducción y los nervios comenzaban a aflorar en el recinto atestado de gente con mascaras y camisetas de los chicos de Iowa. Y vaya comienzo de directo, la enorme lona fue absorbida por un dispositivo en el techo del escenario mientras “People = Shit”, “(sic)” y “Get This”, destrozaban el escenario con un montaje muy vistoso enmarcado por sus dos percusionistas y Jay Weinberg se situaba en la parte central de la escena con su batería, donde el DJ no paraba de andar sobre su cinta transportadora. Las luces iban jugando con las partes del escenario y un tono azulado dio el pistoletazo al nuevo tema “Unsainted”, que fue cantado por todo el público que enloqueció con “Before I Forget” o la demoledora “Psychosocial”, temblando todo el suelo del recinto. Una parte más lenta con “Devil In I” o “Vermilion”, daba paso a la parte final del setlist antes del bis, con “Custer” o “Sulfur”, donde el fuego hizo acto de presencia antes de finalizar con “All Out Life” y la esperada “Duality”, con Jim y Mick destrozando las cuerdas de sus guitarras. Y es que no cabe duda de que son 9 músicos sobre el escenario y se dejan la piel en cada directo, con un Corey Taylor en plena forma vocal, aunque su nueva máscara es la peor de todas las épocas de la banda. El broche lo pusieron “Spit It Out”, una vuelta a los inicios de la banda y “Surfacing”. Un gran directo el dejado por los americanos, que quedará enmarcado para siempre en la historia del festival, aunque no haya sido uno de los mejores de esta edición.

Pero aun no había terminado la noche y dos conciertos que tenía ganas de ver me coincidían de nuevo, CRADLE OF FILTH y CONVERGE, por lo que opte por ver la mitad de cada uno en mi retirada hacia el cierre de este día con THE OCEAN, una de las bandas que más ganas tenia de ver de todo el festival).  Los ingleses venían con un setlist especial, centrado en su primera época, con un Dani Filth espectacular en las voces, acompañado por Lindsay Schoolcraft en las voces femeninas; solo vi tres canciones pero vaya tres, “Thirteen Autumn And A Widow”, “Cruelty Brought Thee Orchids” y una de mis preferidas de la banda “Malice Through The Looking Glass”, que sonó perfecta, tan solo faltándole un poco más de estética oscura sobre las tablas, pues el juegos de luces azules y verdes era demasiado vistoso. Me dolió irme del concierto pero quería ver unos clásicos del hardcore en una cúpula abarrotada, CONVERGE, que se desgañitaban en el escenario, aunque el sonido era demasiado sucio para apreciar su música en todos los matices, eso sí, “Predatory Glow”, “Black Cloud” o “Drop Out”, dejaron buena dosis de lo visceral que son sus directos, con un Jacob Bannon pletórico, un cortante Kurt Ballou, pero con un sonido un tanto agudo, y el combo formado por Nate Newton al bajo y Ben Koller en la percusión, que hacían constantes circle pits y pogos para los que aun les quedaban fuerza.

Por último, tenía una de las citas del día, THE OCEAN en el Desert Stage, uno de los escenarios que más sorpresas y emociones me ha dado desde que se inauguro en el festival, y en esta ocasión iba a ser otro cierre mágico como el vivido en años anteriores con ALCEST o GOD IS AN ASTRONAUT. Una visión musical que va más allá del plano terrenal y con sus ritmos progresivos donde se entremezclan el post metal con toques de sludge y doom, en un concierto que fue de menos a más mientras ecualizaban o conseguían el sonido perfecto, sobre todo en la voz de Loïc Rossetti, que estuvo pletórico en esta noche, sonriendo, saludando, tirándose al público, incluso cogió una cámara de un fotógrafo y tomo una foto del público. Temas como “Permian: The Great Dying” o “Firmament” demostraron la calidad de estos chicos alemanes, a los cuales estoy deseando de ver en sala. Un cierre magnifico para el segundo día.

Etiquetas
Mostrar más

Entradas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba
Cerrar