Novedades

THE ETERNAL (AUS) “Waiting For The Endless Dawn” CD 2018 (Inverse records)

Por Nuel González

Quince años, o lo que son lo mismo tres lustros, es una cantidad de tiempo realmente razonable a la hora de querer medir el nivel de experiencia que tiene una banda, a lo que tenemos que añadirle toda su discografía y sus desfases encima de los escenarios. En el caso de la banda australiana THE ETERNAL disponemos de seis full-length con los que presenciar su dominio musical, siendo su último álbum “Waiting for the Endless Dawn” una pieza idónea para saborear un 2018 que ya ha superado el ecuador.

De parsimoniosa manifestación sonora el tema inicial “The Wound”, este trabajo comienza y profundiza en el género madre que supone un pilar de denso material, el doom metal, pero no nos referimos a aquel sonido que nos inunda en graves eternos y nos somete con depresiva personalidad, el retoque melódico de THE ETERNAL es genuino en estabilidad rítmica y melosa es su instrumentación.

La idiosincrasia grupal está formalizada por una composición de corte gótico. Mark Kelson, maestro captador de oyentes incautos, modula una voz fina, pura y satisfactoria en timbres accesibles y ejecución rasgada en unos guturales refrescantes como vendavales en el tenebrismo del atardecer.

Los aportes sinfónicos, sin llegar a ser modélicos, hilan sentimientos de apasionada tranquilidad, unificando su imperio gótico con notas pianísticas solitarias, pizcas de frialdad romántica que impiden que el concepto sonoro se desvíe por otros caminos.

El énfasis es plural y se inyecta con medida y detallada progresión, estamos hablando de una media pasmosamente larga en la duración de las canciones (11 minutos por pieza), y la riqueza musical DEBE (así, en mayúsculas) repartirse con tecnócrata precisión, sino la proliferación de estancamientos y puntos de vacío monotema liderarían la gran mayoría de las canciones.

Es debido a esta condición que el disco no solo recurre a un dominio simbiótico de los géneros citados, sino que también hace uso de picos rabiosos de death doom (muy breves, eso sí), con compases machacados en un volumen exaltado, y de metal progresivo que habilita el clásico manejo del heavy metal a la hora de reforzar los solos con virtuosismo puro.

Ahora mismo ya no sabría decir si el doom está un poco de capa caída o que otros géneros me han raptado desde hace tiempo, pero lo cierto es que llevaba mucho sin encontrarme con sorpresas de calidad en este panorama sonoro, y este disco ha sido como observar el sol levantándose allá por donde nadie lo esperaba.

Nota - 8

8

Nota

Los aportes sinfónicos, sin llegar a ser modélicos, hilan sentimientos de apasionada tranquilidad, unificando su imperio gótico con notas pianísticas solitarias, pizcas de frialdad romántica que impiden que el concepto sonoro se desvíe por otros caminos.

User Rating: Be the first one !
Etiquetas
Mostrar más

Entradas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Cerrar